Aprender Masaje Tailandés

 

Masaje Tailandés en el manuscrito de Vinaya Pitaka. (SXIX).

El masaje tailandés se basa en la teoría de que nuestra energía vital fluye por 10 canales principales que hay en nuestro cuerpo, aunque tiene identificados muchos más.

Estos canales los denominan “líneas sen” y pueden sufrir bloqueos o desequilibrios por nuestra interacción  física o psíquica
con el entorno.

Grabados que muestran líneas sen, en el tempo de Wat Po ( Bangkok)

Cuando esto sucede, la energía vital no fluye bien y podemos experimentar dolores o patologías. En este sentido, para equilibrar la energía y liberar los bloqueos, el masaje tailandés  trata en profundidad todo el cuerpo. Se trata de un masaje rítmico y harmonioso que combina presiones, estiramiento de músculos y articulaciones y suaves torsiones.

Uno de los aspectos más interesantes del masaje tailandés es que el terapeuta aplica estas técnicas mediante una serie de movimientos enlazados y ligeros balanceos, generando una atmósfera relajante al receptor. El terapeuta, por su parte, también se ve beneficiado de su práctica al coordinar respiración, equilibrio y fuerzas sinérgicas. Visto desde fuera, parece una danza tranquilizante.

César Ariel Sandoval, director de Shivathai

César Ariel Sandoval, director de Shivathai. Foto cedida por cortesía de Shivathai.

Entrevistamos a César Ariel Sandoval, director de la escuela de masaje tailandés Shivathai de Barcelona.

César se ha formado en diversas escuelas de Tailandia, incluida la que hay en el templo Wat Po, lugar donde por decisión del rey Rama I se recogió toda la sabiduría de la medicina tradicional tailandesa y los conocimientos del masaje.

Además es en el templo de Wat Po donde podemos ver en las paredes varios grabados con los dibujos de las líneas sen.

BU: Buenas César. ¿Qué destacarías del masaje tailandés frente a otras técnicas que conoces?

C.A.S: Muy buenas, hay muchos elementos que en mi opinión ubica al masaje thai dentro de las mejores. Pero de todos, diría que principalmente su marcado acento en el aspecto espiritual, y también el empleo de la biomecánica. El masaje tailandés nace en el seno de los wats (templos), por lo que su práctica era sagrada y estaba imbuida con los valores más profundos de la filosofía budista. Por otro lado, su íntima relación con el yoga y el uso de la mecánica corporal, hacen que el ejercicio del masaje sea “amable” con el terapeuta. Con esto quiero decir que permite que, tengas el cuerpo que tengas, puedas trabajar prácticamente con cualquier persona con un mínimo de desgaste de energía. El masaje thai tiene todos los elementos para convertirse en una práctica meditativa, y todo mientras ayudamos a otra persona. Esto no lo había experimentado con ninguna otra técnica, y en mi camino como masajista he probado unas cuantas.

B.U: Aunque recibiste durante años formaciones de masaje Tailandés en tu Argentina natal ¿qué te llevó a viajar a Tailandia para ahondar en el masaje tailandés?

C.A.S: Bueno, quería experimentar el masaje en la cuna misma de la técnica, y también rastrear y encontrar a los maestros de mis maestros. Aunque durante los últimos años que pasé en mi país, ya era mucho más que eso, quería conocer todo lo que pudiera sobre Tailandia, su selva, sus playas, su gente, sus templos, su comida, todo. A tal punto llegaba mi deseo que cada vez que veía un documental sobre Tailandia, lloraba desconsoladamente. En esa época mis recursos eran escasos, así que las posibilidades de cumplir mi sueño eran remotas. Pero la vida tiene muchas vueltas, y al final conseguí tener muchas más experiencias de las que hubiera podido imaginar.

B.U: ¿Cómo valoras las formaciones que recibiste en las diversas escuelas de masaje en Tailandia? ¿Qué consideras que es lo más importante que aprendiste?

C.A.S: Excelente pregunta. Verás, mi caso particular fue increíble porque al momento que llego a Tailandia ya contaba con varios años de experiencia, así que mis niveles de comprensión eran más avanzados que la media de mis colegas. La gente piensa que en Tailandia podrá adquirir un excelente nivel, y esto no necesariamente es así. Allí hay una enorme cantidad de escuelas y maestros, algunos buenos, otros no tanto, y también hay que tener en cuenta que los cursos son en su gran mayoría intensivos, por lo que puede llegar a ser abrumador. Desde el punto de vista profesional, lo que  más rescato de mi viaje es la oportunidad de conocer diversos estilos y maestros, lo cual enriqueció mi técnica, y me permitió experimentar, más que nunca, el hecho de que el masaje thai es un arte.

Seminario de Masaje Tailandés

De octubre a julio, la escuela Shivathai imparte un programa de 10 seminarios de masaje tailandés para profesionales o interesados que quieran aprender esta técnica. Se puede empezar por cualquier parte del programa y realizar tantos como nivel se quiera alcanzar. Foto cedida por cortesía de Shivathai.

B.U: Ahora has fundado tu propia escuela Shivathai. ¿Qué enfoque tiene y qué servicios ofrece?

C.A.S: Una de las cosas que me motivó a comenzar esta aventura de compartir mis conocimientos, fue el ver en Tailandia, especialmente en las zonas más rurales, la cercanía del masaje con los aspectos más cotidianos de la vida. Es decir, el masaje forma parte de la vida de la familia, donde papá le hace masaje a mamá, mamá a los niños, y los niños a los abuelos. Por eso, diseñé un programa que está pensado no solamente para entrenar a profesionales de la salud, sino a cualquier persona cuya motivación sea la de mejorar su calidad de vida y la de los suyos. Así, en nuestro curso de masaje tailandés, ofrezco un programa que recopila lo mejor que he aprendido con mis maestros en la Argentina y Tailandia, mis más de diez años trabajando como masajista, y además una modalidad flexible, donde puedes aprender a hacer un masaje thai completo desde tu primera clase. Creo que la mejor forma de alcanzar la excelencia es tomando el masaje como un arte, por lo que hacemos mucho hincapié en la creatividad, el masaje debe ser no solo lo que es mejor para el cliente, sino lo que es mejor para uno en ese momento. También me encargo de que mis alumnos aprendan el principio de fluidez y de “esfuerzo cero” a la hora de hacer un masaje. Actualmente damos seminarios de masaje thai todos los meses del año, un curso intensivo de dos semanas en agosto, y también cursos de otros estilos como el nuad chaleisak, donde el masaje se efectúa con rodillas y pies, el abhyanga pada, un masaje hindú efectuado enteramente con los pies, y hasta un taller de marketing para terapeutas.

Seminario de Masaje Tailandés

Alumnos aplicando las técnicas del masaje Tailandés durante los seminarios. Foto cedida por cortesía de Shivathai.

B.U: Como medicina preventiva ¿qué beneficios podemos obtener del masaje tailandés?

C.A.S: Realmente los beneficios del masaje thai son innumerables. Creo que lo que más puedo destacar es la capacidad de brindar calidad de vida, tanto al que lo da como al que lo recibe. He visto con mis propios ojos a maestros de más de 70 años gozar de una salud radiante, aparentar 20 años menos, y hacer absolutamente todo lo que desean, cumplir con su misión en la vida sin tener como barrera los problemas de salud. Si tienes calidad de vida, tu horizonte simplemente no tiene límites.

B.U: En el caso de accidentes y rehabilitaciones médicas… ¿se puede aplicar el masaje tailandés como terapia única o se requiere complementarla con otras técnicas?

C.A.S: Absolutamente, aunque por supuesto, depende de la gravedad de la lesión. El masaje thai es tan completo que actualmente en Tailandia hay hospitales donde solo curan a través del masaje. Vale saber que hay muchos estilos que se complementan unos con otros, como el masaje herbal, en el que se usan pindas con hierbas medicinales, el yam kham, donde los protagonistas son los pies, aceites, fuego y alcohol de hierbas, y un sinfín de artilugios y técnicas. Pero también he conocido casos donde solo se empleaba el masaje tradicional con excelentes resultados.

taller de masaje tailandés por Shivathai

La escuela de masaje Shivathai también imparte talleres de iniciación al masaje Thai de medio día de duración, en el que los asistentes aprenden toda una secuencia completa. En la foto, taller de masaje Thai durante la inauguración del nuevo centro Yoba Bindu. Foto cedida por cortesía de Shivathai.

B.U: Si se dispone de poco tiempo para un masaje y no hay ninguna dolencia en concreto… ¿qué zona del cuerpo o posición es la más efectiva según tu experiencia para revitalizar?

C.A.S: Actualmente y en esta parte del mundo, definitivamente sería la espalda, y en posición sentada. Considero que es la mejor postura para trabajar la zona alta de la espalda, que tanto se carga consecuencia de nuestro estilo de vida acelerado, lleno de estrés, sedentarismo y malas posturas. He tenido la experiencia de trabajar sesiones cortas, de 25 minutos con resultados increíbles. Incluso un trabajo bien hecho de 5 minutos puede cambiarle el día a cualquier persona.

B.U: Y por último César… dado que el masaje tailandés es una terapia holística… ¿qué consejos darías a nuestros lectores para mantener la salud?

C.A.S: En primer lugar, que cuiden su alimentación. Comer moderadamente y evitar los alimentos acidificantes, incluir más alimentos crudos en la dieta y menos procesados. Justamente, a propósito de esto, acabamos de abrir una nueva página web para promover una alimentación consciente. Se llama Vidaraw.net.

Segundo, tener una rutina regular de ejercicios. El cuerpo ha sido creado para moverse, el estilo de vida sedentario es en mi opinión una de las mayores causas de enfermedad. Puedes elegir hacer yoga, taichí, salir a correr, nadar o ir al gimnasio, lo que más te guste, pero hay que moverse de forma regular para favorecer los procesos de limpieza corporal y reducir el estrés.

Por último, creo que el mejor consejo que les puedo dar es que aprendan a meditar. La meditación lleva invariablemente a una apertura de conciencia. Y esto hace que de a poco podamos indentificar todo aquello que bloquea nuestra salud física, mental y espiritual. Y cuando idetificamos todo lo que no nos sirve, es más fácil caminar  hacia un estilo de vida armonioso y equilibrado. Al fin y al cabo a nadie le gusta tener una vida de enfermedad y desdicha, ¿no? Para los que no saben cómo hacerlo, pueden empezar simplemente sentándose con la espalda recta y los ojos cerrados, durante 5 minutos cada día, centrando la atención en la respiración. En la web de shivathai.net tenemos un artículo con un video para practicar una meditación guiada que puede ser útil. Con tiempo y suficiente práctica, logras conectar con tu esencia, dar lo mejor de ti cada día, ser mejor padre, hijo, esposo, vecino, aprendes a amarte a ti mismo, y a hacer del mundo un lugar mejor dando amor a través del servicio a los demás: cocinando, limpiando, escuchando, enseñando,  y por qué no, haciendo un buen masaje tailandés.

About The Author

3 Responses

  1. marcela romero

    HOLA Cesar!!! estoy feliz con los vídeos ,me encantaría ,viajar para hacer el curso contigo!! lo hice acá en BS AS,viendo los vídeos descubrí muchas cosas mas !!!

    Reply
  2. Y de repente, un masaje Thai

    […] algo de ropa cómoda, un bolígrafo y papel. Incluso cumplí en puntualidad. Un aspecto que César Ariel, director y fundador de Shivathai en 2010, creo que valora para cubrir sin prisas todo el temario de cada […]

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published.